Dolores Fernndez Daz
Maestra de Lengua Extranjera

De camino a casa

Las 8 de la tarde y la gente apurando sus compras en los supermercados. Entramos a un supermercado y vemos a un señor leyendo su lista de la compra, a aquella señora decidiendo entre esta crema y la otra, a un niño que corretea por el pasillo con su madre detrás, a otra señora buscando los yogures perfectos, a familias con el carro caminando lentos –seguramente agotados-  y jóvenes leyendo ingredientes de los productos. Y luego está el típico que en su casa dijo “voy a comprar dos cosas”, que ha ido cargando hasta no poder más.

Ampliar Artículo


El agua embotellada

¿Cuántas veces veo a gente por la calle cargando con garrafas y botellas de agua de litro y medio? Me recuerda a hace varios años cuando en mi mente siempre tenía la frase “Tengo que comprar agua”. Era una obligación más, de entre tantas que tenemos hoy en día. Pero lo cierto es que estaba cansada de acarrear agua para arriba y para abajo, la papelera llena de botellas, una botella en el salón, otra en el dormitorio, unas llenas, otras vacías.

Ampliar Artículo